Protocolos de Enfermería  



 


PROTOCOLO DE PREVENCIÓN DE INFECCIÓN RELACIONADA CON CATETER


3.- PROTOCOLO DE PREVENCIÓN DE INFECCIÓN POR CATÉTER EN UCI

  1. ELECCIÓN DEL CATÉTER
  2. ELECCIÓN DEL LUGAR DE INSERCIÓN
  3. LIMPIEZA Y DESINFECCIÓN DEL PUNTO DE INSERCIÓN
  4. ASEPSIA DEL PERSONAL
  5. CUIDADO Y MANTENIMIENTO DEL CATÉTER
    • FIJACIÓN DEL CATÉTER
    • APÓSITO
    • PUNTO DE INSERCIÓN
    • EQUIPOS DE INFUSIÓN
    • REGISTROS Y SEÑALIZACIONES
  6. RETIRADA DEL CATÉTER

A.- ELECCIÓN DEL CATÉTER

  • Valorar siempre la necesidad de poner un catéter.
  • Valorar diariamente la necesidad  de utilización de un catéter colocado, retirándolo lo antes posible, ya que el riesgo de infección  aumenta progresivamente a partir del tercer y cuarto día de cateterización.
  • Colocar siempre el catéter con el menor nº de luces necesarias.
  • Retirar lo antes posible todo catéter colocado en situación de urgencia.
  • Para canalización de vías venosas, considerar, por orden de preferencia, según el riesgo de infección:
    1. catéter periférico
    2. catéter venoso central por vía periférica
    3. catéter  venoso central por vía central.
                                       

B.- ELECCIÓN DEL LUGAR DE INSERCIÓN
  • Catéteres periféricos y centrales colocados por vía periférica: cualquier vía disponible en las extremidades superiores, procurando evitar en lo posible las zonas de flexión.
    Por comodidad del paciente intentar canalizar la vía en el brazo que no utilice.
  • Catéteres venosos centrales y Swan-Ganz: por orden de menor a mayor riesgo de infección
    1. subclavia
    2. yugular
    3. femoral
                           
  • Catéteres arteriales: por orden de menor a mayor riesgo de infección
    1. radial
    2. pedia
    3. femoral

C.- LIMPIEZA Y DESINFECCIÓN DEL PUNTO DE INSERCIÓN
  • Antes de insertar un catéter, la zona de punción debe estar limpia.
  • La limpieza del punto de inserción se realizará tras cortar el vello sobrante (Sin rasurar).
  • Se lavará la piel con agua y jabón en una zona suficientemente amplia y se secará después, procediendo a continuación a la desinfección con antiséptico.
  • Desinfectar con povidona yodada o clorhexidina  impregnada en gasa estéril, realizando círculos hacia el exterior desde el punto de la piel sobre el que se va a hacer la punción y dejar secar 2 minutos.

D.- ASEPSIA DEL PERSONAL
  • El  lavado de las manos del personal, aunque se vayan a usar guantes, sigue siendo la principal medida de asepsia  para evitar las infecciones nosocomiales.

    Se realizará lavado de manos higiénico, con agua y jabón, antes de realizar cualquier técnica en la que manipulemos el catéter, el sistema de infusión o las perfusiones, así como antes de canalizar una vía venosa periférica.

    Además será obligatorio el lavado quirúrgico de manos antes de: canalizar una arteria, canalizar una vía venosa central por vía central o periférica, colocación de catéter de Swan-Ganz.

    El lavado quirúrgico de manos se realiza con esponja-cepillo estéril de clorexidina jabonosa, desde la punta de los dedos, incluyendo cepillado de uñas, hasta ambos codos, manteniendo las manos más elevadas que los codos para favorecer que el agua escurra hacia abajo, insistiendo entre los dedos y realizando un recorrido  sin vuelta, desde la parte distal del miembro hasta los codos. Esta operación debe durar 5 minutos.

    El aclarado se realizará manteniendo la posición de los brazos, sin tocar grifo, ni lavabo, dejando siempre escurrir el agua desde la punta de los dedos hasta los codos.

    El lavado quirúrgico incluye el secado  con paño estéril doblado, no tocando nunca directamente con las manos la  parte del paño que seca los codos.


  • Utilizaremos guantes estériles para  canalizar todos los tipos de vías, para manipular las conexiones del sistema y para retirar catéteres que vayan a ser cultivados.

    Es especialmente importante mantener la técnica estéril durante el cambio de sistema y bolsa de NPT, teniendo especial cuidado de manipular la conexión al catéter con guantes estériles, nunca con los mismos que se utilizaron para haber  programado y manipulado la bomba de perfusión.


  • La utilización de gorro es obligatoria  para canalización de todas las vías, excepto las vías venosas periféricas.
  • La mascarilla  se utilizará siempre que se vaya a canalizar una vía central, por  vía central y periférica, un Swan-Ganz, o una arteria. La utilizará  tanto la persona que canaliza la vía como los que deban permanecer en el box para ayudar.

    También debe usarse mascarilla durante el cambio diario de NPT.
  • La bata estéril se usará para la canalización de cualquier vía venosa central y de vías  arteriales.
  • Utilización de paños estériles: seremos generosos a la hora de hacer un campo estéril. Cuanto mayor sea el campo, más asépticas resultarán las manipulaciones.

    Se usarán para canalización de todas las vías centrales, arterias y Swan-Ganz.
    También para mantener cubiertas las conexiones y llaves de tres pasos de los sistemas.
    Podemos sustituir los paños por compresas estériles para cubrir conexiones y llaves de  tres pasos, porque éstas pesan menos y pueden resultar más cómodas.

E.- CUIDADO Y MANTENIMIENTO DEL CATÉTER

E.1 - FIJACIÓN

  • El catéter debe  quedar lo más fijo posible para evitar entradas y salidas a través del punto de inserción.
  • Se fijarán con  sedas de dos ceros los catéteres venosos centrales y los catéteres arteriales.
  • Se fijarán con esparadrapo   (corbata) los catéteres venosos periféricos.
E.2 - APÓSITO
  • Se emplearán, para cubrir  el punto de inserción, apósitos de gasa, que evitan la acumulación de humedad  sobre éste, intentando que sean lo más pequeños posible para poder visualizar cualquier signo de infección.
  • Intentaremos que el esparadrapo no caiga nunca sobre el punto de inserción, ya que favorece la fijación de gérmenes y la humedad.
  • Se cambiarán cada 48 horas  como mínimo, y siempre que estén húmedos o sucios.
E.3 - PUNTO DE INSERCIÓN
  • Hay que revisarlo prestando atención a la presencia de signos inflamatorios, dolor, flebitis, pus, avisando inmediatamente al médico. La presencia de pus en el punto de inserción es indicación de retirada inmediata del catéter.
  • Siempre que se cambie el apósito se desinfectará  el punto de inserción con povidona yodada.
  • Toda manipulación del punto de inserción, se hará previo lavado de manos y con guantes.
E.4 - EQUIPOS DE INFUSIÓN
  • Toda manipulación del equipo de infusión se hará previo lavado de manos y con guantes.
  • Se limitarán las manipulaciones todo lo posible.
  • Se limitarán las extracciones de sangre de vías centrales, ya que aumenta la posibilidad de restos de sangre en las llaves y por tanto las de infección.
  • Se limitará en lo posible el nº de llaves de tres pasos.
  • Las llaves de tres pasos deben ser manipuladas previo lavado de manos y con guantes estériles y deben permanecer tapadas con paño o compresa estéril.
  • Tanto los sistemas de infusión como  las llaves, se cambiarán siempre que estén  sucios, y, como mínimo lunes y viernes.
  • Todos los sistemas que estén conectados se cambiarán al tiempo, no poniendo en contacto nunca un sistema nuevo con uno viejo.
  • Los sistemas de infusión  de NPT y de perfusiones con alto contenido lipídico (Dipriván ®), se cambiarán cada 24horas, cada día a las 17 horas.
  • Se intentará poner la NPT en bomba Ivac 560 ®, que hemos comprobado que no se retrasa.
  • Las conexiones a la luz del catéter del sistema de NPT se protegerán con gasas impregnadas  en povidona yodada o conexión  Segur Lock ®.
  • Los tapones de las llaves de tres pasos deben estar  siempre puestos y cerrados.
    Se manipularán lo mínimo, y se dejarán, siempre que se desconecten, sobre paño, gasa, o envoltorio estéril, o conectados a aguja estéril.
    Tras conectar perfusiones cortas a llave de tres pasos, el tapón se tira, para poner, al finalizar, otro estéril.
    Para estas perfusiones, se intentará aprovechar el mismo sistema pasando  medicaciones  compatibles, una tras otra, evitando así desconexiones múltiples.
    Los cambios de transductores de presión de arterias y Swan-Ganz se harán los jueves.
  • Cuidar siempre de manipular las conexiones  con los guantes limpios, antes de manipular  las bombas, de rotular, etc.

E.5 - REGISTROS Y SEÑALIZACIONES

  • Se anotarán en la hoja de registro de cuidados de enfermería  los cambios de vías, los cambios de sistema, la toma de cultivos de sangre y  de punta de catéter y  aquellos que den resultado positivos.
  • Se anotarán en todas las botellas de suero la hora de comienzo y  la medicación que contiene.
  • Las botellas que duren más de 24 horas se cambiarán cada día, para lo que será necesario  anotar cuando se preparó. Esto es porque muchas drogas no continúan activas tras 24 horas de dilución.
  • Al comenzar la gráfica cada mañana se anotará la cantidad que queda en cada suero que no se administre con bomba, a la manera en que anotamos la nutrición enteral que queda en la bolsa.
  • Debemos tener en cuenta que es conveniente registrar todos los datos posibles. Un registro adecuado será la principal herramienta para poder controlar la correcta administración de drogas y sueroterapia al paciente.

F.- RETIRADA DEL CATETER

Retiraremos un catéter en cuanto deje de ser necesario, o si, a pesar de las medidas de asepsia, se ha infectado.

  • Todo catéter retirado debe ser cultivado.
  • Se retirará tras valorar signos locales y sistémicos.
  • La retirada se hará previo lavado de manos y con guantes estériles.
  • Se tomará para cultivo el segmento distal del catéter (4 cms.), previa desinfección del punto de inserción con povidona yodada o clorhexidina.
  • Se utilizarán,  para la retirada de puntos que sujetan el catéter y para cortar el segmento distal de catéter, distintas hojas de bisturí.
  • Si se trata de catéter de Swan-Ganz, además se enviará para cultivo 5 cm del segmento intradérmico (Esto será realizado por el médico responsable del enfermo).
  • Se tomarán 3 hemocultivos periféricos.  

 

 

 

 

 



Todos los derechos reservados. Se prohibe la reproducción parcial o total, ya sea en medios escritos,
electrónicos o de cualquier tipo, del material publicado en estas páginas web.
Para solicitar permiso de reproducción dirigirse al responsable de la web.
Todos los logos y marcas de esta página son propiedad del Complejo Hospitalario de Albacete.